Me encantan los domingos

Me encantan los domingos

 

bloggera barcelona

Reconozco que me encantan los domingos, ¿y a quien no diréis?Pues podría enumeraros una larga lista de solteras para las que los domingos son una pesadilla. Cualquier mujer (u hombre) sin novio sabrá perfectamente de qué estoy hablando. Yo vivo sola en Barcelona y eso significa que no tengo comidas familiares el último día de la semana, para lo bueno y para lo malo, pero yo saco la parte positiva y es que tengo todo el día para hacer lo que más me gusta., todo eso que no puedo hacer entre semana. Despertarme tarde,o pronto, pero con calma. Tomar el desayuno en la cama leyendo mi revista favorita o el libro del momento y escuchar mi lista de reproducción preferida de Spotify. Altavoz inalámbrico SC-RB5

La música, no se qué sería de mi vida sin ella, siempre llevo los cascos puestos, pero es verdad que me faltaba algo, porque cuando estoy en casa o en los hoteles, acabo escuchándola directamente desde el altavoz del ordenador y, reconozcámoslo, la calidad no es la mejor. Hace poco mi hice con este pequeño altavoz de Panasonic y mi vida cambió. No ocupa nada y me ofrece la calidad musical que necesito tanto en casa, como cuando estoy de viaje.

#unpluggedmoments

Otra de las cosas a las que dedico el domingo es a hacer el blog. Editar fotos y escribir se llevan mucho más tiempo del que nadie imagina. Hace poco recibí este pack de Coca Cola con el título #unpluggedmoments para disfrutar de los momentos de desconexión, sola o con amigos. Y la verdad es que a mi escribir me relaja mucho, desconecto y conecto al mismo tiempo con mi yo interior. Y hacerlo acompañado de una Coca Cola fresquita con un poquito de bitter lo hace mucho más placentero.

blogger moda barcelona

Y, por supuesto, ir a la playa, porque el mar tiene una locura que se ha apoderado de mi y que es más fuerte a medida que pasa el tiempo. Porque ahora ya no me imagino una vida en la que no vea el mar cada mañana, y aunque sea desde la ventanilla del coche c ya me compensa. Por eso el fin de semana aprovecho cualquier rayito de sol para poner mi pareo cerca de la orilla, sola o con amigas, con mi libro o escuchando música (si estoy en una playa con poca gente pongo mi altavoz nuevo, claro). Y simplemente, agradecer a esta ciudad loca el regalo que me ha hecho.

Besitos

Erika

Descuentos en viajes

Descuentos en viajes

1

Tengo amigos para los que preparar un viaje frente al ordenador supone mas una pesadilla que un placer: por dónde empezar, qué webs son mejores, será o no fiable…pues hoy vengo con soluciones para vosotros, dónde comprar tu viaje más barato y despreocuparte para solo disfrutar.

Primero es decidir el destino, que parece muy fácil, pero alguno enloquecen solo en esta primera parte. Los blogs de viaje son una fuente de inspiración fantástica, Instagram es practicamente infinito. Dedicadle unas horas y una vez decidido vamos a la parte importante: los descuentos de Internet. Y hoy voy a hablaros de los de Retailmenot.

2

Me sorprendo cuando hablo de descuento a amigos y me miran con cara de poker, ¿pero esto no son tontogos? ¡Pues claro que no! Y se pueden conseguir muy buenos descuentos en vuelos, reservas de hoteles o alquiler de coches. Echad un vistazo a Expedia por ejemplo, con descuentos de hasta el 60% en vuelos, hoteles, reservas de coches o packs vacacionales.También está Hoteles.com donde he estado reservando hoteles para mis próximas vacaciones con una diferencia de precio fantástica gracias a los cupones descuento (me voy el sábado!!). Os aseguro que merece la pena.

3 (más…)

Este Paraíso llamado Cadaqués

Este Paraíso llamado Cadaqués

1

 

Tres años viviendo en Barcelona y por fin consigo conocer Cadaqués. No es culpa de nadie, mía y solo mía. Que una mes por otro y un verano por el siguiente aún no había podido conocer este Paraíso llamado Cadaqués. Y he vuelto enamorada.

Parece que en este pequeño pueblo de la Costa Brava se hubiera parado el tiempo. Como si una bruja hubiera echado un hechizo de esos de los cuentos en las que el príncipe tiene que besar a la princesa para volver a encender el reloj. Aquí cada calle tiene un encanto especial, cada casa está decorada con cariño y en las tiendas se cuida hasta el más mínimo detalle. Es el pueblo perfecto para hacer miles de fotos, para comprar y hablar con los dueños de los establecimientos, donde disfrutar del olor de los bares. El vino, el marisco y los dulces, parece que ahí todo sabe diferente.

Reconozco que con las tiendas me volví loca, compré pareos de algodón para laplaya, cestos para decorar mi casa, velas con aromas inusuales que ahora inundan con su aroma mi casa, un sombrero que es mi nuevo favorito. Todo local, artesano, precioso y auténtico.

No me importó nada que este día estuviera nublado porque así mis ansias de playa estaban calmadas y pude disfrutar de recorrer el pueblo con cariño, de no tener prisa a la hora de comer y saborear de un arroz increible en una pequeña terraza. Me encantó ver los pequeños barcos zarpar y desear algún día (cercano) volver para irme con ellos. La casa de Dalí, las pequeñas calitas que rodean el pueblo, las flores, el ambiente, y su gente. Es es Cadaqués.

Besitos

Erika

Una gincana por las calles de Barcelona

Una gincana por las calles de Barcelona

2

La semana pasada participé en un evento muy especial, una gincana por las calles de Barcelona con un objetivo muy marcado:encontrar algunos de los edificios modernistas más característicos de la ciudad condal.

Desde Marriott se encargaron de la convocatoria y nos citaron en Cotton House para que cogiéramos fuerzas para la ruta que nos esperaba: zapatos cómodos y muchas ganas de pasarlo bien. Poco más sabíamos de lo que iba a pasar.

Nos dividimos en dos grupos y solo con una pequeña pista teníamos que llegar a los edificios que se habían marcado en la ruta. Con preguntas cómo: qué tipo de dulce puedes probar gratis en la Pedrera o qué famoso escritor pasó mucho tiempo en este hotel (refiriéndose a Casa Fuster) mis compañeras de viaje y yo corrimos Paseo de Gracia Arriba, Diagonal abajo hasta conseguir encontrar los diez edificio de la ruta. Y os aseguro que no siempre fue fácil!

Para mi fue genial porque, la verdad, había pasado por delante de muchos de los emplazamientos, pero no me había parado a pensar (o a fijarme) qué había dentro o cómo se llamaban. Me gustó especialmente el Palau Macaya, no solo porque es precioso por dentro, sino también porque se organizan actividades culturales muy interesantes.

El día terminó en Casa Batlló disfrutando de las Noches Mágicas en las que, disfrutando del precioso atardecer de Barcelona, escuchas música de guitarra y flamenco. Sin duda un cierre perfecto y absolutamente recomendable.

Aquí podéis ver las fotos de todos mis compañeros de ruta.

Besitos

Erika

Fuente: Ruta de Gaudí by Marriott Barcelona

Me enamoré del mar

Me enamoré del mar

 

5

Hoy quiero contaros de cómo me enamoré del mar. Son pocas las cosas que consiguen hacerme desconectar. Soy muy nerviosa y excesivamente activa. Y digo excesivamente porque muchas veces me cuesta pararme a mí misma. Relajarme. Desconectar. Y esa calma que buscaba la he encontrado, sin querer, en el mar.

Vivo en Barcelona hace tres años, para mi el mar siempre ha significado vacaciones, verano, diversión, familia, amigos. Lo típico para una ciudadana de la meseta castellana. Pero ahora el mar es algo cotidiano y mucho más especial de lo que nunca imaginé.

En el mar encuentro mi espacio, el lugar en el que consigo despreocuparme, no pensar en nada y relajarme. Una toalla, un libro y poco más. Puedo estar horas y olvidarme del mundo. Por suerte nadar es uno de mis deportes favoritos, así que no solo de lecturas va la cosa, y también aprovecho para ponerme las gafas y nadar.

Para mi lo mejor de vivir cerca del mar es que cada fin de semana de verano (que aquí va desde finales de abril hasta casi terminado octubre) significa vacaciones. El mismo viernes por la tarde, que por suerte tengo jornada intensiva, cojo mi pareo y paso la tarde en una de mis playas favoritas: San Pol de Mar. Ese agua turquesa cristalina no deja de sorprenderme.

Sábado es igual a playa, domingo es igual a playa. Ya te cansarás, me decían el primer año. Y ya van tres y no me canso, creo incluso que va a más.

Uno de mis problemas es la conciliación del sueño, me cuesta mucho dormir e incluso me despierto en mitad de la noche y me quedo horas desvelada. Pues también el sonido del mar me ayuda, he encontrado en Youtube un video con sonido relajante de playa. Lo pongo, hago unos ejercicios de respiración profundos (meditaciones guiadas de mi Bellabeat) y en 10 minutos recupero el sueño.

Mono/Jumpsuit: Bershka

Besitos

Erika

Un brunch en el Cafe Bananas

Un brunch en el Cafe Bananas

 

cafe bananas

Uno de mis planes favoritos del fin de semana en Barcelona es tomar el brunch con amigos. Esas citas que no son ni muy pronto ni muy tarde por la mañana, que puedes levantarte tranquila, que tienes el resto del día por delante y además has disfrutado de buena comida. Y casi lo mejor, tu estómago no ruge hasta pasadas las 17h. Que es un momento perfecto para una copa en la playa.

Hace un par de semanas me invitaron a tomar  Brunch en el Café Bananas. La verdad, es un local que siempre había conocido de noche y lo tenía muy asociado a las copas, por eso la sorpresa fue tan positiva. Por el día es un local lleno de luz, la parte frente a la barra es mi preferida y además tiene terraza. ¿A que ya os va gustando lo que leeis?

Empezamos con una buena jarra de mimosa (para los que no lo sepan es zumo de naranja con champagne). Esta jarra que veis en las fotos baja con mucha facilidad, cuidado! Las conseciencias pueden ser altamente positivas 😉

Empezamos tomando unas ostras, yo no puedo evitar pedirlas siempre que están en la carta, junto a los tartar son mis preferidos en las comidas fuera de casa. Principalmente porque nunca he intentado abrir ostras, y no lo veo nada fácil, y lo mismo con los tartares, me parecen extremadamente complicados.

Después compartimos algunos platos: ceviche, huevos benedictinos, y unos sandwiches. Reconozco que no tenía sitio para el postre, pero no puedo resistirme a unos pancakes con dulce de leche. Lo siento, pero no puedo.

Lo mejor de Bananas es que al ser un local tan grande, los espacios se organizan muy bien, no hay mucho ruido y la música es buena, así que fue una mañana super agradable.

Si estáis buscando un plan para el fin de semana, ya sabéis dónde buscarlo, junto al Mercado del Borne.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies